Plagiocefalia. Sindrome de la Cabeza Plana

La Plagiocefalia: Es descrita en los libros tanto a nivel médico como osteopático como una deformación en paralelogramo.. Plagiocefalia5.Osteopata.Madrid.RdP.OsteopataEsta deformación se caracteriza por el aplanamiento de la parte posterior, acompañada de una desalineación de las orejas, asimetría facial y abultamiento de la frente. Los huesos que se ven más implicados son el hueso occipital y el temporal.

Desde siempre, se han visto alteraciones en la estructura craneal de los bebés, pero tal vez por desconocimiento, por falta de recursos, o por confiar ciegamente en el pediatra no se ha hecho nada y cuando han empezado a aparecer las consecuencias ya era demasiado tarde para corregirlas.

Por suerte, de un tiempo a esta parte, desde que se va conociendo más la Osteopatía y sus beneficios cada vez más madres y padres llevan a sus bebés a ser valorados por un Osteópata cuando notan que algo no está como debería.

Éstas alteraciones de la estructura, aparecen tanto en etapa intrauterina, como durante del parto y luego están las que aparecen por las posiciones del bebé en la cuna.

Muchas alteraciones con el tiempo se acaban corrigiendo solas y no tienen repercusiones en el bebé; otras en cambio, son algo más complicadas.

Encontramos 3 tipos de malformaciones que son consideradas “graves”:

Lesiones Craneo.Osteopata.Madrid.RdP.Osteopata

-PLAGIOCEFALIA

-BRAQUIOCEFALIA

-ESCAFOCEFALIA

En este post, vamos a centrarnos en la número 1, la PLAGIOCEFALIA.

Causas de la Plagiocefalia

En el momento del nacimiento los huesos que forman el cráneo se “desmontan” para permitir que la cabeza del bebé quepa por el canal de parto, en ese momento, parte del Temporal y el Occipital, son las zonas que más presión reciben.

Después del parto, en la mayor parte de los casos, los huesos regresan solos a su lugar, en otros casos los huesos se solapan y no vuelven a su sitio; ahí es cuando aparecen las complicaciones, si se trata a tiempo, se puede corregir la lesión, pero si por el contrario pasa el tiempo y no se trata, esas suturas que han quedado solapadas, se sueldan y los huesos quedan fijados imposibilitando así que se muevan y que el cráneo crezca de manera correcta, limitando a su vez el normal desarrollo del cerebro, lo que con el tiempo acaba produciendo trastornos en las zonas del cerebro afectadas, como el habla, la psicomotricidad, la memoria, etc…

Como consecuencia de la malformación de la estructura, se produce una asimetría en la base del cráneo, esta asimetría puede afectar a los diferentes orificios que poseemos en la base del cráneo; el agujero rasgado posterior  por donde sale el nervio glosofaríngeo, el nervio vago, etc…

Durante la gestación la posición del feto es una de las causas más comunes de plagiocefalia, en los casos de embarazos dobles, (gemelos), y los casos en los que el bebé está situado más debajo de lo normal, al encajar la cabeza en el espacio pélvico.

En el momento del parto, existen causas determinantes que intervienen en la creación de una posible plagiocefalia:

  • La presencia de una braquicefalia.
  • Madre primeriza, donde el canal de parto es muy rígido y estrecho.

Los casos de plagiocefalia no originada durante la gestación o el nacimiento,  ha tenido un aumento considerable desde el año 1992, cuando Plagiocefalia3.Osteopata.Madrid.RdP.Osteopatamuchos pediatras recomendaban que los bebés durmiesen sobre su espalda para prevenir la muerte súbita.

A parte de estos, también encontramos otros factores que aumentan el riesgo de padecerla, son:
• La prematuridad (7 meses)
• Posición reiterativa cuando duermen
• Dar el pecho siempre con la misma rotación cefálica.
• Relacionado con lo anterior, la alimentación por biberón favorece la tendencia a alimentarse siempre del mismo lado
• Tiempo de juego en la misma posición cuando está despierto más de 3 veces al día

Los primeros días después del nacimiento, es importante observar las forma de la cabeza, las suturas (fontanelas), las posturas que adopta el bebé cuando duerme o cuando está despierto, de qué modo mueve la cabeza y el cuello…de esta observación obtendremos las pistas para saber si todo está en orden, o si hay acortamientos musculares o algún hueso el cráneo solapado.

Existe una relación entre la plagiocefalia y el retraso en el desarrollo neurológico del niño.
En los primeros días de vida, la colaboración de los padres es esencial para poder hacer una detección precoz, un buen diagnóstico y para vigilar y guiar la efectividad del tratamiento.

Un buen método de prevención para la plagiocefalia, es variar la posición de la cabeza del bebé mientras duerme, así como observar si tiene un lado preferente cuando juega  cuando está despierto.
La tortícolis congénita está a menudo relacionada con la plagiocefalia posicional. El tratamiento adecuado con terapia manual nos ahorra técnicas más invasivas como la cirugía o el casco corrector.
La plagiocefalia no es solo el problema de la deformación craneal,  lleva asociadas unas complicaciones funcionales que derivan de ella. La mayor parte delas veces, solo se mira desde el lado estético,  pero la importancia de esta lesión radica en la alteración de la mecánica craneal, la patología membranosa, y las tensiones intracraneales.

Si dejamos de un lado la cirugía, que queda fuera nuestros recursos, el tratamiento con casco corrector es el más empleado, hay que apuntar, que solo tiene en cuenta para su uso las causas estéticas, sin estudiar las restricciones que supone a nivel de articulaciones cervicales, o de la base del cráneo. Tampoco se ha observado que el uso del casco, la tortícolis a menudo asociada a la lesión. El tratamiento con casco corrector conlleva sus contras,  aparte de lo aparatoso y estético para el bebé, principalmente su precio elevado (3000 € aproximadamente). Y no hay estudios que demuestren si el hecho de llevar el peso de este casco puede llevar otras alteraciones cervicales para el bebé así como perpetuar la tortícolis congénita que a menudo va asociada.

Osteopatía y Plagiocefalia

La aplicación de osteopatía en esta lesión tiene un gran reconocimiento en países de Europa como Francia, donde se trata bajo prescripción médica. Obtener un diagnostico lo más temprano posible es lo más importante, obviamente cuanto antes se proceda al tratamiento mejores serán los Osteopatia pediatrica2.OsteopataMadrid.Rdp.Osteopata.resultados, siendo la mejor opción tratar al bebé dentro de las primeras semanas de vida. La mayoría de los casos se resuelven rápidamente eliminando la necesidad del uso del casco a nivel estético y en beneficio de la salud del bebé… La indicación no es puramente estética sino benefeciosa a nivel funcional y de desarrollo.
La gran cantidad de casos en los últimos años como consecuencia del cambio de posición para dormir hace que sea a menudo motivo de consulta. Generalmente los padres desconocen las opciones que les da la medicina osteopática y en otras ocasiones los niños no han empezado a ser tratados hasta que han aparecido carencias en su desarrollo psicomotriz. Lo más curioso, es que en muchos casos,  no son los profesionales médicos sino los centros educativos, los que reconocen los síntomas y ponen a los padres en aviso.

Los bebés son altamente maleables, aún carecen de tensiones y esto es una ventaja a la hora de tratarlos, con muy poco trabajo se observen cambios importantes.

En la sesión Osteopatíca, se utilizan técnicas que consisten en presiones y manipulaciones muy suaves de su cráneo para conseguir:
• Trabajo de la base y la bóveda craneal implicadas en la deformación
• Corrección de lesiones específicas como el desajuste lateral
• Liberación de las suturas craneales (sobre todo la coronal y la metópica)
• Trabajo de membranas (meninges)
• Flexibilización de la musculatura cervical como el esternocleidomastoideo y la musculatura suboccipital
• Equilibrio cráneo-sacro.

La otra parte importante del trabajo se centrará en la alteración de la articulación de la mandíbula (Articulación Temporo-Mandibular; ATM) del lado afectado.Plagiocefalia4.Osteopata.Madrid.RdP.Osteopata

Aunque cada bebé responde de diferente manera al tratamiento, por  lo general, serán necesarias unas cuatro sesiones espaciándolas entre quince días y tres semanas. De este modo, con estas técnicas tan suaves unidas a la facilidad de adaptación de los bebés, se produce la liberación de las tensiones que mantienen la lesión y recuperamos la función craneal eliminando la consecuente deformación del cráneo del bebé a medida que éste va creciendo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *